Email Marketing

3 maneras exitosas de usar emojis en emailings

· 15 junio, 2016
3 consejos para usar emojis en tu mail marketing

¿Usar emojis en emailings o no hacerlo? Es una duda más que razonable. Cualquier persona que utilice internet o un simple smartphone vive rodeada de caritas amarillas, flamencas y hasta algunas cosas escatológicas pero muy descriptivas. Nos guste más o menos debemos entender que los emoticonos o emojis se han convertido en un complemento a la comunicación, cuando no en una forma de comunicación por sí mismos.

El uso de emojis puede que te despierte muchas más dudas si te lo planteas desde la perspectiva de una marca. Es normal, pero puedes perder el miedo ya que el uso de los emojis en emailings, siempre que sea lógico, moderado y estratégico, puede aportarle un valor añadido a tus campañas y reportarte mejoras en varios aspectos clave.

Entendemos que a priori pueda parecerte demasiado trivial, frívolo o poco serio. Es normal que pienses que una marca tiene que inspirar respeto y seriedad, pero en algunos casos vale la pena dejarse llevar. En el post de hoy vamos a darte algunas directrices para usar emojis en emailings sin poner en entredicho tu buen gusto ni convertir tus correos en una extensión del chat de Whatsapp.

Regístrate gratis Comienza a usar gratis nuestro servicio y disfruta de 2.000 emails al mes para siempre. No necesitas tarjeta de crédito.

¿Qué son los emojis?

Salvo en el caso que aún mantengas tu viejo Nokia y haga mucho que no entras en internet, damos por sentado que conocerás los emojis. ¿Pero sabes de dónde vienen estos pequeños iconos expresivos?

Aunque parezcan muy recientes, en realidad los emojis tal y como los conocemos ya tienen 21 añitos. Fue en 1995 cuando un ingeniero japonés de nombre Shigetaka Kurita los inventó con el fin de aportar algo nuevo al boom de los beepers o buscapersonas con 176 iconos que reflejasen la mayor parte de las emociones humanas.

En 2011 estos emoticonos o emojis dieron el gran salto, probablemente gracias al iPhone y su sistema operativo IOS 5, en el que se incluía la posibilidad de utilizarlos como un teclado independiente. De ahí se desató la locura actual que tiene a los millennials y a nuestras madres absorbidos por igual.

¿Para qué sirven los emojis?

Podríamos decir que no dejan de ser la evolución de esas pequeñas muletillas de expresión que se hicieron populares al empezar a comunicarnos masivamente a través del texto escrito por internet.

Los correos electrónicos y, sobre todo, los chats como Messenger, el aún más veterano IRC o el propio beeper, necesitaban alguna manera de matizar lo que se decía, de aportar un poco de contexto y expresividad a los mensajes: no es lo mismo contestar: “no me da la gana” que: “no me da la gana ;P”).

Estas simples combinaciones de caracteres en código ASCII (dos puntos, paréntesis, asteriscos, equis, des…) hicieron mucho por dotar de humanidad a los mensajes en un medio frío de por sí. Los emojis no son más que la sofisticación de esas formas de expresión visuales.

¿Quién usa los emojis?

Es cierto que se han convertido en un absoluto estándar de la comunicación y que, quien más quien menos, los utiliza prácticamente a diario. No obstante si hay un segmento de la población que los utiliza de manera extensiva (por no decir compulsiva) son los jóvenes, los tan traídos y llevados millennials” que son uno de los objetivos prioritarios de las marcas.

Esta famosa generación de millennials compuesta por los nacidos entre 1980 y el año 2000 ha interiorizado tanto el uso de los emojis, que deberías tratar de utilizarlos si tus emailings se dirigen a este público.

emojis-mail

Cómo usar emojis en emailings con éxito

¿Cómo, cuando y dónde emplear los emojis en emailings? Empecemos un poco por el final porque es una de las claves. Los emojis pueden usarse en cualquier parte de tu email que incluya texto, aunque no siempre lo utilizarás del mismo modo.

#1 – Uso de emojis en el asunto

Si nos sigues con cierta frecuencia ya habrás notado que siempre le dedicamos una especial atención al subject, principalmente por lo que supone para la tasa de apertura y porque es el primer contacto con el usuario. Hay estudios que demuestran que si empleas emojis en el asunto de tu mail conseguirás:

  • Destacar sobre el resto de mensajes de la bandeja de entrada del usuario
  • Dar información complementaria al mensaje del asunto, matizándolo
  • Reforzar el mensaje, especialmente en campañas estacionales
  • Condensar más información en menos espacio, algo importante dado que los asuntos de email suelen quedar cortados sobre todo si el usuario los visualiza desde el móvil

Dicho esto ten en cuenta que los emojis en asuntos de email deben ser siempre complementarios y formar parte del mensaje de manera coherente. Si abusamos de su uso, ese aumento del CTR que deberíamos lograr podría convertirse en lo opuesto al ser percibidos por el usuario como spam.

#2 – Uso de emojis en el copy

Como decíamos puedes utilizar emojis en todo el texto que contenga tu email, incluido el copy interno del cuerpo del mensaje.

Aquí tienes un poco más de manga ancha aunque recuerda siempre no abusar. Al igual que en el asunto, en el copy también usarás los emojis para dar información complementaria y reforzar el mensaje, pero al poder jugar con una cantidad mayor de caracteres puede admitir otros usos y puedes emplearlos en varias ocasiones. Por ejemplo podrías utilizarlos casi como viñetas o para acompañar cada una de las características o valores diferenciales que aporta tu producto o servicio.

Ten en cuenta que este es el texto más largo y que el usuario tiene cierta tendencia a leer en diagonal y a escanear. Lo que lograremos utilizando de manera estratégica y precisa los emojis es atraer la atención a puntos concretos que queremos destacar.

#3 – Uso de emojis en la difusión del emailing

En la bandeja de entrada es importante destacar, pero también en las redes sociales y en cualquier otro medio que utilicemos para la difusión complementaria de nuestras campañas de email marketing.

El usuario de social media está sometido a un enorme volumen de impactos, los timelines de Facebook y Twitter están copados de vídeos, gifs animados, fotografías… De alguna forma, todo lo que se limite a un texto cae en cierta “pobreza atencional” y es demasiado fácil que el usuario pase de largo. Usar emojis en el resumen compartido en redes sociales puede ser una magnífica manera de atraer la atención y de alinear el mensaje a un medio en el que lo visual empieza a tener más importancia que el texto.

Algunas precauciones al usar emojis

emojis_1

Las restricciones a la hora de utilizar emojis en emailings las pones tú y tu sentido común. Ten en cuenta que, independientemente de dónde los apliques, si los utilizas de una manera excesiva vas a generar un ruido innecesario, con lo que puedes confundir al usuario o incluso hacer que reaccione cerrando el correo y pasando a otra cosa.

Apelando también a tu sentido común, ten en cuenta que los emojis en emailings pueden resultar demasiado desenfadados para ciertas campañas o productos. No creo que tengas una funeraria online, pero igual tienes una marca con un público más serio o una personalidad más premium a la que no le conviene el uso de emojis; debes valorar lo transgresora y desenfadad que puede ser tu comunicación teniendo en cuenta tu branding y tu público objetivo. Pero incluso en el caso que tu marca mantenga una línea desenfadada debes asegurarte que el uso de los emojis es coherente y está alineado con el mensaje general.

Otra restricción que puedes tener en cuenta es de carácter técnico. Ahora mismo la mayoría de los dispositivos y clientes de correo modernos aceptan sin problemas los emojis, pero los usuarios de ciertas plataformas un tanto más antiguas (como Outlook 2003) pueden encontrarse con el problema de la incompatibilidad de su software con los emoticonos, con lo que la apariencia será de roto o incompleto y frustrará al usuario.

Esperamos que este manual de uso de los emojis en emailings te haya ayudado a comprender mejor cómo, cuándo y por qué usarlos. ¿Te animas a integrarlos en tu estrategia de email marketing? Utiliza nuestro editor de emoticonos: elige el que más se adapta al mensaje de tu newsletter, cópialo y pégalo en el texto o en el asunto de tus campañas.

Imágenes | Fotolia.