Email Marketing

Test A/B para email: qué son, por qué son importantes y cómo hacerlos

· 13 julio, 2020 · 6 min
Tiempo de lectura: 6 minutos

Una de las mayores ventajas que nos ofrece el marketing digital es la posibilidad de probar y medir mediante test A/B o test A/N diversas opciones para que podamos mejorar los resultados de nuestras campañas basándonos en datos.

El email marketing no es una excepción, y llevar a cabo este tipo de pruebas en tus campañas es realmente aconsejable si quieres mejorar el rendimiento de las mismas.

En este post de contamos con detalle en qué consiste un test A/B, las mejores prácticas para llevarlo a cabo y cómo realizar uno con Acumbamail.

Qué es un test A/B

Un test A/B consiste en realizar dos variaciones (cambio de un elemento) de una campaña de marketing con el fin de recoger datos de ambas y comparar sus resultados para ver en qué caso son mejores. Estas dos variantes se envían a una muestra de tu base de datos, con el fin de comparar sus resultados y enviar la opción más efectiva al resto de los suscriptores.

Mediante la variación de uno de los elementos de la campaña (títulos, textos, imágenes, CTA’s, etc.) y la muestra de la misma a dos grupos diferentes con un número relevante de usuarios, podrás recoger datos estadísticos de cual entre las dos variaciones obtiene mejor rendimiento y mostrar la variante más exitosa a toda la audiencia objetivo de dicha campaña.

Por qué deberías hacer test A/B

Llevar a cabo test de variaciones en tus campañas de marketing es importante porque te permiten realizar la inversión de manera más efectiva, aumentando de este modo la efectividad de tus campañas, la interacción de los usuarios y el retorno de la inversión.

Test A/B que puedes llevar a cabo en el email marketing: algunos ejemplos

Hay varios elementos que puedes variar para comprobar que versión de ellos funciona mejor entre tus suscriptores. Algunos de los más habituales son:

Asunto

El asunto es uno de los elementos del email con mayor incidencia en la tasa de apertura, ya que es uno de los pocos elementos visibles del mismo desde la bandeja de entrada. En esta guía sobre cómo escribir un asunto de email puedes conocer todas las buenas prácticas, pero también es una buena idea hacer una prueba entre dos variantes para asegurarte con datos de cual es la opción más efectiva.

Longitud

Otro de los aspectos que puedes comprobar es si funciona mejor un email largo, o por el contrario es mejor economizar en caracteres. Una sencilla prueba te dará los datos necesarios para saber la longitud media del texto al que tus suscriptores responden de manera más satisfactoria.

Diseño

Puedes probar dos variantes diferentes del diseño de la plantilla, manteniendo el mismo contenido en el cuerpo del email, para valorar cual de ambas tiene una mejor interacción de los usuarios.

CTA’s

Las llamadas a la acción son uno de los elementos más importantes en un email, pues de su efectividad depende que el usuario cumpla el objetivo para el que se ha enviado esa campaña. Gracias a los test A/B podrás descubrir, basándote en datos, los mejores lugares de la plantilla para ubicarlos, y los textos más efectivos para conseguir el click.

Contenido

Llevar a cabo un test A/B de una campaña también te permitirá cambiar totalmente el contenido de un email, con lo cual podrás comprobar diferentes tonos, lenguaje y manera de comunicarte con tus suscriptores, con el fin de conocer cual es el que consigue mayor engagement por su parte.

Personalización

Una de las ventajas del email es que es un medio de comunicación directo y muy personalizable. Si dispones de diferentes datos del usuario, podrás incluirlos utilizando tags dinámicos, aumentando así la sensación de cercanía con él y, por lo tanto, la efectividad de tu correo. Esta personalización es otro de los elementos que puedes probar enviando diferentes opciones a un porcentaje de tu base de datos para medir los resultados.

Qué tener en cuenta a la hora de hacer una campaña test A/B

A la hora de llevar a cabo un test A/B en una campaña de email, hay algunos factores que debes tener en cuenta para que la prueba sea lo más efectiva posbile:

Envíala a una muestra relevante

Procura que la muestra de la base de datos sea lo suficientemente grande como para ofrecer datos estadísticamente relevantes. Nosotros recomendamos enviar cada una de las pruebas a un 5% de la base de datos a la que va destinada la campaña.

Haz un cambio por test

Procura cambiar sólo un elemento, ya que si cambias todo, no serás capaz de discernir cual ha sido el factor clave para la diferencia de los resultados.

Envía las dos pruebas a la vez

Envíalas a la misma hora para evitar posibles divergencias por motivos de horario que puedan generar datos incorrectos.

Cómo llevar a cabo un test A/B de una campaña de mailing paso a paso

Nuestros tests A/B permiten realizar cambios en todas las partes de la campaña (no únicamente en el asunto como en otras plataformas) y te permiten automatizar el proceso de análisis y de optimización para que el resto de tus emails se envíen con la campaña que mejor ha funcionado. Además, podrás realizar manualmente el análisis si así lo deseas y decidir qué versión del test ha funcionado mejor para tus intereses.

¿Cuáles son los pasos para utilizar los test A/B?

En Acumbamail podrás elegir los tests a/b de la misma forma que se eligen las campañas de Autoresponders, haciendo click en la flecha que hay en el botón de crear campaña. Una vez elegida la creación de campaña del tipo Test A/B, te aparecerá esta pantalla:

Test A/B en email marketing

En ella podrás configurar las distintas variables que caracterizan tus tests, desde el número de hipótesis o tests que quieres probar (te recomendamos que pruebes con pocos tests para obtener resultados significativos), hasta el porcentaje de tu lista a la que quieres enviar (te recomendamos que no envíes a más de un 15% cada uno de los tests, para que puedas beneficiarte de enviar a un número significativo de personas el test ganador). También tendrás que decidir cuánto tiempo deseas dejar entre que se envían los tests originales y se manda la campaña definitiva, te recomendamos dejar pasar varias horas, la medida óptima sería dejar 24 horas para que los tests se ejecuten durante un día entero. Otro campo importante que debes configurar es la variable según la que se decide el test que ha resultado vencedor en el experimento, hay dos opciones:

  • El número de aperturas: si lo que estás probando es el asunto o el email de envío o la entregabilidad de una campaña, es lógico que utilices esta variable para definir qué test será el ganador.
  • El número de clicks: si lo que estás probando es el propio cuerpo del email (el diseño, el texto, los CTA) lo mejor es que utilices esta variable, ya que te permitirá saber qué diseño ha “enganchado” más a tus usuarios.

Una vez definidas todas estas variables pasaremos a la confección de la campaña en sí. En este caso tendrás que definir tantas campañas como tests has decidido realizar:

Test A/B mailing - Pantalla de configuración de cada test

En este menú irás definiendo los sucesivos tests o experimentos que deseas realizar, no hace falta que todos los datos sean diferentes en cada campaña, únicamente tienes que variar lo que necesites probar en cada una de ellas. Tenemos clientes que simplemente cambiando la foto de un producto (como la que aparece en la foto), han obtenido un aumento de más del 30% en el porcentaje de clicks, por lo que puedes probar cosas que, a priori, te pueden parecer detalles sin importancia y descubrir que son importantes.

¿Cómo puedes analizar tus resultados?

Hemos creado una herramienta visual que te permitirá decidir rápidamente cuál de los experimentos o tests ha sido el mejor, es muy similar al comparador de campañas y su aspecto es este:

Test A/B en email marketing- Estadísticas y resultados de los test

Con ella podrás ver cuál de los experimentos ha sido más exitoso y utilizar la información que esto te proporciona para optimizar tus futuras campañas. Como puedes ver crear una campaña que pruebe varias hipótesis es sencillo (únicamente te llevará unos clicks más que una campaña normal) y te permitirá avanzar en tu estrategia de email marketing y aprender qué cosas funcionan mejor en tu sector para tus siguientes campañas.

Para más detalles acerca de cómo llevar a cabo una campaña test A/B con Acumbamail, visita este artículo de soporte en el que se explica paso a paso cómo puedes crear una campaña de este tipo. 

También puedes contactar con nosotros, y te resolveremos cualquier duda que pudieras tener al respecto

Test A/B para email: qué son, por qué son importantes y cómo hacerlos

Seguir en: linkedin