Email Marketing

Cómo redactar campañas de email accionables

· 7 junio, 2016

Hoy te traemos un post que te ayudará a redactar campañas de email accionables.

El término “accionable” es un término apropiado del inglés que quizá has leído antes como “actionable“. Aplicado al marketing, se refiere a la capacidad de una campaña o de un elemento de persuadir a un visitante para que cumpla una determinada tarea que hemos definido para él, es decir, para que pase a la acción. Esa acción puede ser diversa dependiendo del objetivo de la campaña: registrarse, comprar, descargar un determinado archivo, etc.

Campañas de email accionables: características

Para conseguir campañas de email accionables, éstas deben cumplir una serie de requisitos:

Regístrate gratis Comienza a usar gratis nuestro servicio y disfruta de 2.000 emails al mes para siempre. No necesitas tarjeta de crédito.

  • Deben estar orientadas a los intereses del negocio: de nada sirve una gran CTA o una gran captación de leads si no obedecen a una estrategia previa enfocada a un interés del negocio.
  • Deben estar orientadas a los intereses y al contexto del cliente: es importante meterse en la piel de las personas a quienes les enviamos la campaña para comprender su contexto de recepción y sus intereses en ese momento. Si no lo has probado ya, te recomendamos que te animes a definir tus principales buyer personas, te ayudarán mucho con este punto.
  • Deben estar orientadas a las necesidades del cliente: olvídate de lo que tú les quieres vender y céntrate en lo que ellos necesitan o desean, es una de las claves a la hora de conseguir que los receptores del correo pasen a la acción.
  • Deben generar confianza: desde los textos al layout pasando por las imágenes, todo debe propiciar un clima de seguridad, la gente debe tener claro a través del correo que nuestro entorno de compra es un lugar seguro. Si el usuario no se siente seguro, difícilmente va a dar lugar a una conversión – y menos aún en un sector, el del email marketing, en el que suele proliferar el spam y las malas prácticas.
  • Deben aportar valor: el ruido por el ruido no es eficiente. Los usuarios de email están muy habituados a recibir impactos, con lo que generan una cierta impermeabilidad a todo lo que no les suponga una propuesta de valor efectiva y mensurable.
  • Deben ser inequívocas: los usuarios deben ser guiados con eficiencia por todo el proceso. Por ejemplo: más información>prueba la demo de 15 días> contrata el plan anual. En este sentido, son especialmente importantes el uso adecuado de botones de call to action (CTA) y una redacción efectiva.
  • Deben ser accesibles: en un doble sentido. Por un lado, debe funcionar técnicamente en todos los dispositivos (enlaces, tecnología utilizada…); por otro lado, debe ser lo suficientemente amigable para cualquier usuario (tamaños de fuente, tamaño de los botones, contrastes de colores…).

El texto como principal arma para pasar a la acción

campanas_accionables_1

El texto o copy es el elemento principal que carga con nuestro mensaje. Es quien lleva el peso de la comunicación, haciéndole saber al usuario cuál es el beneficio que va a obtener si hace lo que le proponemos. Por este motivo, es fundamental que lo redactes siguiendo una serie de trucos que inviten al usuario a pasar a la acción.

#1 – Idioma

Escribe siempre en el idioma que utilices para comunicarte con el usuario. Evita la jerga o los tecnicismos que puedan hacer que se disperse o pierda atención sobre lo verdaderamente importante.

#2 – Simplemente, díselo

Si quieres que el usuario haga algo, lo más fácil es que se lo digas. Te sorprenderás de lo eficiente que puede llegar a ser utilizar fórmulas un tanto imperativas, como:

  • Regístrate
  • Inscríbete
  • Haz click aquí

Yendo un paso más allá, introduce estas llamadas a la acción de forma natural en el mensaje y acompáñalas de la exposición del beneficio a obtener, verás lo efectivas que resultan:

  • Regístrate y empieza a ahorrar en tu factura
  • Inscríbete para obtener la oferta antes que nadie
  • Haz click aquí para saber más

#3 – Seguridad y confianza

Otra función capital del copy es transmitir seguridad y confianza. Un texto inconexo, mal construido y no digamos ya con faltas ortográficas o gramaticales, puede arrastrar por el barro un mensaje interesante para el usuario. Un texto mal escrito puede llevar al usuario a desconfiar.

#4 – Beneficios

Un copy para email marketing bien escrito es breve, preciso y destaca los principales beneficios que el usuario va a obtener si pasa a la acción. Difícilmente un usuario va a comprar, registrarse o leer más si no le decimos qué va a obtener a cambio. Para hacerlo, respeta el espíritu sucinto del email y usa bullet points o frases cortas siempre que puedas.

#5 – Genera urgencia

campanas_accionables_2

Siempre que puedas y sea coherente con el objetivo del email, genera urgencia en el usuario utilizando recursos que delimiten un límite (de tiempo o de cantidad) a partir del cual al usuario le va a ser imposible obtener el beneficio. Por ejemplo:

  • Sólo hoy: regístrate y empieza a ahorrar en tu factura
  • Oferta válida sólo para los 100 primeros, ¡inscríbete ya!
  • Tu jersey Mónaco en oferta, ¡últimas unidades!

#7 – Usa la psicología inversa

Un truco de redacción bastante efectivo a la hora de conseguir campañas de email accionables consiste en exponerle al usuario lo que va a perder o a dejar de ganar si no hace lo que le propones. Si además de usar la psicología inversa, generas urgencia, tu texto será doblemente efectivo.

#8 – No hagas overpromise

No engañes ni generes falsas expectativas: asegúrate que el usuario encuentra lo que le prometes desde el asunto del email a la landing enlazada en el botón de CTA.

#9 – Cuida el tono

El tono de tu email tiene que ser coherente con la personalidad de tu marca y con el objetivo de la campaña de email. Pese a que por todas partes se nos dice que en nuestras acciones de marketing tenemos que ser cercanos, directos y usar un tono accesible, ten cuidado con el nivel de distensión de tus textos: no todas las campañas requieren que seas el más gracioso, el más gamberro o el más irreverente. Valora en la justa medida el tono a usar para asegurarte una correcta percepción del mensaje.

#10 – Sé claro y no te líes

Sé claro en lo que expresas: el usuario necesita recibir un mensaje que se pueda interpretar de inmediato, sin darle vueltas a la cabeza. Si un usuario decide leer tu email, te está regalando un tiempo limitado y muy valioso que debes aprovechar sin perder un segundo. No escribas mensajes crípticos que suponga un esfuerzo interpretar: la reflexión suele ser enemiga de la acción.

Dicho de otro modo: si puedes decirle a tu usuario “¡Sorteo! Regístrate y gana un coche” no le digas “El azar te reserva dos pares de neumáticos”.

Y hasta aquí nuestros consejos para redactar campañas de email accionables. ¿Sueles poner en práctica estos trucos? Cuéntanos cómo te funcionan en los comentarios.

Imágenes | Fotolia.