Marketing Online

¿Qué es el SEO negativo?

· 2 noviembre, 2017
¿Qué es el SEO negativo?

¿El SEO negativo existe? 100%. Técnicamente es posible incidir sobre una página ajena, pero que sea posible no lo hace probable (ni mucho menos recomendable). Hay muchas historias de terror al respecto, pero lo cierto es que en el 90% de los casos, lo que se tiene por un ataque suele ser un problema interno. En este post vamos a explicarte qué es el SEO negativo y cómo detectar una posible acción de este tipo.

¿Qué es el SEO negativo?

Hablamos de perjudicar de manera consciente e intencionada la web de un tercero haciendo que pierda visibilidad en buscadores. Para ello se utilizan técnicas que contravienen las buenas prácticas que marca Google (aplicables a casi cualquier buscador).

Basta con que le des un vistazo a cualquier post sobre SEO para que veas cuales son los factores de ranking (arquitectura, contenido, enlaces…) pues básicamente lo que hace el SEO negativo es incidir sobre ellos de manera que se les perjudique.

Regístrate gratis Comienza a usar gratis nuestro servicio y disfruta de 2.000 emails al mes para siempre. No necesitas tarjeta de crédito.

Estrategias penalizables por los buscadores

Uno de los temas recurrentes en lo que a SEO se refiere son las penalizaciones (y esto es lo que busca forzar el SEO negativo). Estas ocurren cuando una página intenta alterar de manera artificial su posición en los rankings a través de técnicas de SPAM.

Podemos tener una caída en la visibilidad por muchos motivos desde un problema con una migración a la entrada de un nuevo competidor pasando por un enorme abanico de posibilidades de “metedura de pata”. Esto no sería una penalización en sí misma (al menos una manual). En todo caso hablaríamos de malas prácticas que efectivamente nos lastrarían pero no hemos sido “penalizados”, simplemente hemos cometido errores que pueden subsanarse.

Es importante distinguir entre las penalizaciones algorítmicas y las manuales. Las primeras son las que ocurren cuando el algoritmo del buscador detecta que no nos estamos ajustando a las directrices que marca, en este caso se aplica una penalización que nos hace perder visibilidad pero se produce de manera automática y en ningún caso se nos informa de haber sido objeto de una acción. Por lo general basta con arreglarlo para ir recuperando rankings de manera progresiva.

Las penalizaciones manuales son harina de otro costal. Éstas son las más peligrosas y el objetivo principal de cualquiera que pretenda hacer SEO negativo. Cuando te ves involucrado en una penalización manual es porque el equipo de calidad de Google ha detectado malas prácticas en tu site. Este equipo es un poco “la poli” del buscador y vela porque los resultados no se llenen de SPAM. Si el equipo de calidad determina que estás cometiendo irregularidades te aplicarán una penalización manual que, en muchos casos, equivale a desaparecer de los resultados de búsqueda.

Estrategias de SEO negativo

Las estrategias penalizables por parte de Google están muy claras y puedes consultarlas en cualquier momento aquí, pero vamos a detenernos especialmente en:

  • Penalizaciones relacionadas con el contenido: esto englobaría todas las acciones que pretendan utilizar el contenido irregularmente para captar más tráfico. Aquí podemos ir desde el llamado thin content (de escasa calidad y repleto de keywords), el que se genera de manera automática (por ejemplo mediante el spinneo de un texto para sacar variaciones) o directamente del contenido copiado de un tercero o duplicado en nuestra propio site.
  • Penalizaciones relacionadas con los enlaces: estas son las preferidas por los que quieren realizar SEO negativo a un competidor. Son las más sencillas de aplicar sin tener que intervenir ni acceder a la página en cuestión. Si participamos en esquemas de enlaces y pretendemos obtener autoridad mediante links provenientes de sitios de dudosa calidad simplemente gracias a generar un gran volumen de enlaces de manera antinatural… corremos un gran riesgo.
  • Penalizaciones relacionadas con malas prácticas técnicas: este apartado es el más complejo, pero también se da en el SEO negativo. Nos referimos a la utilización de soluciones que pretenden engañar al algoritmo y/o al usuario. Pro ejemplo las llamadas doorways o páginas puente que redirigen a los usuarios a determinadas secciones de manera automática, el encubrimiento o cloacking que consiste en “esconder” contenido al usuario y hacerlo visible solo para el buscador, participación en programas de afiliados de escaso valor llenando el site de páginas inútiles…

Estrategias de SEO negativo

Toda la explicación anterior sobre penalizaciones era necesaria para poder entender cómo funcionan las estrategias de SEO negativo y qué resortes tratan de activar. Dicho todo esto vamos a ver algunos ejemplos:

SEO off page negativo.

Como ya adelantábamos antes, la alteración del perfil de enlaces de manera antinatural, es una de las formas más populares y sencillas de perjudicar a un competidor. La principal ventaja es que, al inicidir sobre el SEO offpage, no es necesario acceder a la página para nada.

Cualquiera con los suficientes pocos escrúpulos puede recurrir a granjas de enlaces. Este tipo de granjas son en realidad redes de sitios de baja calidad y sin ningún vínculo contextual con nuestra página. Lo que hacen es enlazarnos de manera masiva, casi siempre a una misma URL y con un mismo anchor text. Generando miles de enlaces basura y haciendo saltar las alarmas en Google.

La mejor forma de estar prevenido ante esto es vigilar con frecuencia nuestro perfil de enlaces con herramientas como Ahrefs Majestic que pese a ser de pago merecen la pena. Gracias a ellas o cualquiera de las alternativas del mercado puedes detectar crecimientos anormales en la cantidad de enlaces en cortos periodos de tiempo, anchor texts que se disparan (imagina que vendes gafas de sol y de repente tienes miles de enlaces con el anchor “rolex replica watches” o “free porn”) o directamente un incremento de enlaces provenientes de otros países (¿por qué ibas a tener de repente miles de enlaces desde dominios .ru?)

Esto no quiere decir que tengas que intervenir ante cualquier enlace raro desautorizando ese link. No pasa nada por tener algún enlace que no aporte, pero cuando hay un patrón y una cantidad considerable debes plantearte tomar acciones.

Otra opción dentro del SEO off page para realizar SEO negativo viene de la mano del contenido. Imagina el efecto que puede tener para Google que alguien, de manera organizada, se dedique a replicar el texto de tu site en cientos de páginas. Evidentemente para la gran G estas cometiendo uno de los pecados más graves: el contenido duplicado.

Cabe diferenciar entre una acción orquestada y un simple desconocimiento de estas políticas que puede arreglarse por la “vía diplomática” mandando un mail al responsable de la web. Cuando lo que hay detrás es una intención manifiesta de perjudicarte puede que tengas que recurrir a la vía dura y denunciar una infracción de derechos de autor utilizando este formulario.

SEo negativo on page y off page

SEO on page negativo.

Aquí vamos a un nivel mucho más invasivo. Por definición el SEO on page requiere intervenir sobre tu sitio. Muchas veces pueden servirse de exploits o brechas de seguridad para inyectar código malicioso. Un par de líneas escondidas y tienes un problemón sin darte cuenta. Puedes tener de la noche a la mañana miles o cientos de miles de urls creadas con links de afiliación de productos chinos, medicamentos ilegales, falsificaciones… lo mejor de cada casa. Esto te supondrá muchos problemas para desindexar toda esa porquería ya que, cuando hablamos de grandes cantidades, hacerlo a mano vía Google Search Console puede llegar a ser muy frustrante y poco viable.

Una forma muy sencilla de saber si estás sufriendo un ataque de este tipo es hacer una búsqueda en Google utilizando el comando “site:” seguido de tu dominio. Si te devuelve una cantidad excesiva de resultados indexados desconfía, repasa lo que te está mostrando a ver si localizas páginas que no hayas creado tú.

Algo más radical y menos sutil puede ser directamente atacar a la indexación por medio de la alteración del robots.txt o las etiquetas de distintas páginas. Simplemente le estarán diciendo a Google que no guarde esas páginas en su índice o que no siga los enlaces.Es bastante burdo, sí, pero muy efectivo.

Y tú ¿has sufrido alguna vez un ataque de SEO negativo? ¿qué hiciste para arreglarlo? ¡cuéntanoslo en los comentarios!

¡No te pierdas nuestros posts! Síguenos @Acumbamail en Twitter y danos un LIKE en nuestra página de Facebook. Para ver nuestros webinars, suscríbete a nuestro canal de youtube