Email Marketing

Palabras prohibidas en el email marketing

· 13 julio, 2015
Palabras prohibidas en el email marketing

¿Palabras prohibidas en el email marketing? Sí, las hay, producto de las malas prácticas, y te las clasificamos para que intentes evitarlas y puedas llegar directamente a las bandejas de entrada.

Sabemos que cada día es más difícil llegar a las bandejas de entrada y hemos dado algunos trucos para lograrlo pero, en esta ocasión, queremos enfocarnos en tips de contenido: hablaremos de algunas palabras prohibidas en el email marketing para garantizar el éxito de tus campañas. Estas palabras están también vetadas de cara a estrategias de palabras clave en general para SEO y SEM.

Regístrate gratis Comienza a usar gratis nuestro servicio y disfruta de 2.000 emails al mes para siempre. No necesitas tarjeta de crédito.

La elección de las palabras es arbitraria pero recoge algunos de los términos que, por experiencia, han sido relacionados con la publicidad no deseada o engañosa y el spam y, por ende, han ido siendo vetados por los motores de búsqueda que cada vez son más inteligentes y van depurando. Importante en este sentido recordar que, además, Google, el principal motor de búsquedas, también ha clasificado las bandejas de entrada de Gmail (el cliente de correo electrónico con mayor penetración) separando las bandejas de entrada. Estas palabras suelen disparar las alertas antispam y enviar directamente muchos de los mensajes recibidos a la bandeja de spam; son muchas veces estos términos los que indican a Google que determinado correo puede ser no deseado.

A pesar de que hay varios consejos para llegar a las bandejas de entrada, evitar estas palabras prohibidas en los asuntos de tus campañas, puede ayudar a llegar de una forma más efectiva.

Muy importante recordar que no son solo las palabras, ¡cuidado con las formas! Evita también las letras mayúsculas, frases desestructuradas, símbolos que no corresponden con la gramática o puntuación extra. Cuidar la buena puntuación y escritura es fundamental.

Las palabras prohibidas en el email marketing las hemos clasificado de la siguiente manera:

  • ¡Cuidado con los descuentos! Claro que seguirás ofreciendo descuentos y ofertas, pero cuidado con las palabras que usas para hacerlo. Hazlo de una forma creativa e inteligente. Lo relacionado con ¨mejor precio¨, % menos, ¨ahorra hasta¨, ¨promoción especial¨, ¨por solo¨, ¨descuento¨, ¨rebajas¨, ¨oferta¨, ¨deuda¨, ¨menor precio¨, ¨menor tasa de interés¨, ¨¿por qué pagar más?¨.

 

  • Nada es gratis: Usar la palabra ¨gratis¨ o relacionadas puede salirte caro… Nada de ¨gratis¨, ¨acceso gratuito¨, ¨regalo¨, ¨reintegro¨, ¨llama gratis¨, etc. Dale la vuelta y busca una forma más sofisticada de anunciarlo.

 

  • El cochino dinero: Igualmente las palabras que hacen alusión al dinero, los símbolos de monedas y el anuncio de posible lucro para el destinatario, levantan las alarmas. ¨Gana dinero¨, ¨dinero extra¨, ¨ingresos¨, ¨aumenta las ventas¨, ¨reintegro¨, ¨ganar¨, ¨gana¨, ¨premios en efectivo¨, ¨ganancias¨, ¨cheque¨, ¨transferencia bancaria¨, ¨tarjeta de crédito¨, ¨dinero¨, ¨beneficio¨… son algunas de las palabras vetadas dentro de esta categoría.

 

  • El llamado a la acción: siempre debes incluir en tus envíos claros llamados a la acción que expresen lo que esperas de tu audiencia. Sin embargo, cuidado cuando los llamados a la acción invitan directamente a la compra, puedes caer en la bandeja de spam: ¨compra¨, ¨compra directo¨, ¨tarjetas de crédito¨, ¨clic aquí¨, ¨presiona este vínculo¨, ¨llama ya¨.

 

  • Urgencia: puedes sacar partido al ¨sentido de urgencia¨, pero hazlo con moderación. Evita hacerlo directamente con palabras como ¨urgente¨, ¨ya¨, ¨hazlo ahora¨, ¨llama ahora¨, ¨inscríbete ahora¨, ¨aprovecha hoy¨, ¨obtén ahora¨, ¨hazlo hoy¨, ¨acceso instantáneo¨, ¨comienza hoy¨, ¨¿qué esperas?¨, ¨toma la decisión ahora¨, ¨por tiempo limitado¨, etc.

 

  • Exaltación: ¨maravilloso¨, ¨asombroso¨, ¨increíble¨, ¨sorpréndete¨, ¨no creerás¨, ¨impresionante¨, y todas las palabras que abusen del sensacionalismo.

 

  • Personalización excesiva: puedes incluir los nombres de los destinatarios pero evita abusar de ¨para ti¨, ¨querido¨, ¨solo para ti¨, ¨has sido seleccionado¨, ¨has ganado¨, etc.

 

  • Confianza que genera desconfianza: ¨sin riesgo¨, ¨confiable¨, ¨sin trucos¨, ¨satisfecho¨, ¨visto en TV¨, ¨natural¨, ¨garantía¨, ¨cancelar¨, ¨confidencialidad¨, ¨garantía¨, ¨seguro¨, ¨millones de personas¨, ¨leyes¨, ¨satisfacción garantizada¨, ¨esto no es spam¨… y todas las frases que suelen usarse para generar confianza de forma excesiva, que luego terminan generando la desconfianza de los filtros de spam.

 

Evita las palabras relacionadas con ¨sexo

Evita las palabras relacionadas con ¨sexo¨

  • ¨El sexo vende¨ y puede ser que sí… pero no llegarás a las bandejas de entrada si en el asunto de tu campaña colocas palabras alusivas o explícitas. Nada de ¨sexo¨, ¨sexy¨, ¨caliente¨, ¨agrandamiento¨, ¨solteros¨, ¨pareja¨.

 

  • Recetas: evita también palabras relacionadas con medicamentos o drogas, como: ¨farmacia¨, ¨medicina¨, ¨viagra¨, nombres de medicamentos o principios activos, ¨hierbas¨, ¨hormonas¨, ¨píldora¨, ¨pierde peso¨, ¨revierte la edad¨, ¨prevenir¨.

 

  • Beneficios laborales: tampoco deberían ser mencionados en el asunto. Todo aquello de ¨sé tu propio jefe¨, ¨trabaja desde casa¨, ¨efectivo¨, ¨mayores ganancias¨, ¨sueldo¨.

 

  • Marketing digital: muchas de las palabras relacionadas están ya siendo vetadas: ¨marketing¨, ¨marketing online¨, ¨tráfico en Internet¨, ¨marketing directo¨, ¨marketing por email¨, ¨dominio¨, etc. 

 

  • Busca en tu bandeja de spam y evita las palabras más comunes: ¨casino¨, ¨no eliminar¨, ¨leer urgente¨, ¨extranjero¨, ¨copia¨, ¨regalo¨, ¨precios locos¨; y todo lo que concluya símbolos ¨$¨, ¨%¨, ¨€¨.

Recuerda que debes evitar estas palabras sobre todo en el asunto de tus campañas, sin embargo, nuestra invitación es más abierta: retoma un lenguaje más humano y personal. Para mantener relaciones mail a mail es clave que puedas hablar con tus suscriptores de una manera más franca y ofrecerles beneficios reales; hazlo de una forma original, elegante, directa y cercana. Hazlo diferente y sepárate del spam y las malas prácticas. Por último, revisa siempre las métricas y retroalimenta tu estrategia con tus propios resultados. En nuestra plataforma te ofrecemos métricas cada vez más completas.

Tu creas el contenido. Nosotros lo enviamos.