Cómo llegar a 10K suscriptores

La técnica de bootstrapping definitiva: los autoresponder.

· 13 diciembre, 2018

En el post anterior os hablamos del bootstrapping y por qué ha sido un concepto tan importante en el nacimiento y el crecimiento de Acumbamail.

El post de hoy es la continuación natural de este, y como ya os avisamos vamos a hablar de una de nuestras técnicas de bootstrapping favoritas…

Bueno, me quitó la careta, realmente es nuestra técnica favorita, ¿vamos allá? 😍

Regístrate gratis Comienza a usar gratis nuestro servicio y disfruta de 2.000 emails al mes para siempre. No necesitas tarjeta de crédito.

La magia de los autoresponder, qué son y cómo funcionan.

En España, según el portal de búsqueda de trabajo Indeed, el sueldo medio de un comercial ronda los 1.300 euros, seguros sociales a parte.

Es una cantidad de dinero alta, pero este comercial igual puede contactar con 150 o 200 posibles clientes al mes si es bueno.

bootstrapping autoresponder 1

“Y a mí ¿qué más me dará?” – Me dirás seguramente. Déjame que te explique:

Si tu negocio marcha bien, poco a poco irás recibiendo más clientes, más interesados y más contactos que llegan a tu web y dejan sus datos.

Seguramente, poco a poco tu trabajo diario también irá aumentando y se hará imposible que gestiones tú los emails que hay que mandar a todos esos contactos. En ese momento (y ahora se conecta todo) habrá llegado la hora de contratar un comercial y gastar todo ese dinero…

“Qué pena que no exista una especie de robot industrial súper inteligente que pudiera hacer todo este trabajo de forma personalizada para cada usuario, justo en el momento oportuno y sin que yo tenga que estás controlandolo todo” – Podrías estar pensando ahora.

Pues muy bien pensado, porque ese robot, amigo mío, existe y se llama autoresponder.

Además, lejos de los 1.300 euros que cuesta un comercial, puedes adquirir uno para hablar a 1.000 contactos desde 10,74€. Un poco más económico, ¿verdad? 😃

¿Cómo funciona el invento este de los autoresponder?

Estas herramientas, a través de unos triggers o accionadores (por ejemplo, que acaba de registrarse el contacto) se encargan de mandar una serie de correos electrónicos en un intervalo de tiempo determinado y en el que encima, puedes personalizar el contenido.

Ya te decía al principio que era mágico.

Así, una vez que el trigger inicial se activa, la secuencia se pone en marcha para hacer llegar los contenidos adecuados, a la persona adecuada sin que tú tengas que hacer nada más.

bootstrapping autoresponder 2

¿Cuáles son las típicas automatizaciones de autoresponder que hay?

En esto, como en casi todo en el marketing digital, el límite lo pone tu inspiración.

Por si acaso hoy las musas no te han visitado y no estás muy inspirado, te quiero traer aquí 3 de las automatizaciones más típicas y útiles que puedes encontrar:

Emails de bienvenida

La más famosa por derecho propio. Es la primera que adopta todo el mundo.

Cuando alguien se registra tienes una oportunidad de oro para presentarte apropiadamente, hablarle de tu historia, e incluso prepararle alguna oferta de bienvenida.

Si no tienes una de estas, tienes que montarla sí o sí.

Emails de contenidos

Si para tu negocio has creado casos de éxito, muchos post (en tu blogs o en blogs invitados) o tienes en el tintero información de utilidad para tus posibles clientes, las automatizaciones son una forma espectacular de ofrecersela.

Después de la secuencia, ahora que el contacto está más caliente, también es un gran momento de presentar una oferta o pedir algo a tu contacto.

¡Muy útil!

Emails de venta

Seguramente ya hayas leído en algún lado sobre los famosos funnels de venta.

Bien, pues si existe un funnel mínimo viable, este es, sin duda, uno por email.

Con él, mandas información útil, historias, pruebas y todo tipo de material pensado para predisponer a los contactos a una oferta que introduces al final.

¿Cómo diseñar todo este tipo de secuencias de email marketing?

Para diseñar cualquiera de estas secuencias la mejor fórmula es seguir siempre 6 pasos. Estos 6 más concretamente:

1- Definir el objetivo de la secuencia. Puede ser vender, fidelizar, conseguir que hagan una acción como rellenar una encuesta, informar de tus servicios… ¡Mil opciones!

2- Definir cuántos email y qué dicen. Tienes que ordenar la información que quieres enviar y en qué orden. Este es el momento de hacerlo.

3- Definir la frecuencia de envío. Si los mandas muy seguido, puedes agobiar; si los mandas muy separados, pueden olvidarse. Según como de denso y exigente sea lo que mandes, tendrás que espaciar más o menos los emails.

4- Redacta los contenidos. Ahora que sabes todo de tu secuencia, tienes que escribirla y armarla. Ni que decir tiene que con Acumba, el segundo paso es terriblemente sencillo 😍

5- Lanza la campaña y mide. Cuando lo tienes armado, tienes que poner la campaña a correr y empezar a recoger datos de cómo está funcionando.

6- Haz pruebas. Con los datos del paso anterior, haz cambios para mejorar las métricas que te estén yendo peor.

7- Vuelve a medir y vuelve a hacer pruebas. Ya has terminado el proceso, pero empezado otro. El de ir optimizando continuamente tu campaña.

Algunos consejos al montar tu primera automatización

Cuando montes tu primera automatización, te recomiendo que prestes especial atención a 4 factores:

El tono

Tienes que tener muy en cuenta como es tu cliente, como espera (y le gusta) que le hablen, si está más interesado en datos o historias…

Vaya, los mismos consejos que deberías aplicar a cualquier email que les escribas.

Los asuntos

Al final, es la carta de presentación de tus emails, y más allá del de bienvenida, que suele tener % de apertura muy altos, en los demás tendrás que currártelos especialmente para que los abran.

¡Tenlo en cuenta!

La conversación

Cada día, todos estos tipos de email funcionan más en ambas direcciones, como una conversación.

En tus automatizaciones pide feedback, que te respondan y que hagas acciones más allá de leer.

Es más trabajoso de gestionar, pero suele valer la pena.

El valor

Vas a esperar de tus contactos que inviertan parte de su tiempo en leer tus emails. Al menos, haz que valga la pena y aporta cosas interesantes en ellos.

Todos los emails tienes que tener un objetivo claro y un valor que trasladar a quien lo lee. Tenlo en mente al escribirlos.

¿Y cuáles son los típicos errores al montar la primera automatización?

Además de no tener en cuenta los consejos que figuran arriba, hay 3 errores de novato al afrontar esta herramienta que vemos una y otra vez, y para que no los cometas, te quiero hablar de cuáles son:

Error nº1: No atreverte porque eres un tecnófobo

Mucha gente no se tira a la piscina por que no se llevan bien con la tecnología y les echa para atrás.

¡Que eso no te pare!

Montar este tipo de automatizaciones con una herramienta pensada para ser intuitiva como Acumba es realmente sencillo, así que no caigas en esto.

Error nº2: Mandar muchos emails seguidos

Mucha gente decide montar una automatización de muchos emails (imagina, por ejemplo 12) y no quiere que tarden más de una semana en llegar, y terminar agrupándolos mucho, incluso mandado varios el mismo días.

Mucha gente se verá abrumada y no los verá a tiempo, así que casi nunca es una buena idea.

Error nº3: Vender muy agresivo

Cuando al principio te decía que con una automatización puedes hacer parte del trabajo de un comercial, no exageraba, pero hay gente que solo toma muy al pie de la letra y manda automatizaciones muy agresivas con la venta desde el minuto 1.

Igual que en el caso anterior, casi nunca una estrategia así va a funcionar, así que piénsalo muy bien antes de plantearlo así.

¡Y eso ha sido todo!

Esta herramienta como decía al principio es una de las herramientas de marketing más efectivas para vender y tiene especial sentido si estás bootstrapeando y tu presupuesto no es muy elevado.

No te lo pienses mucho y pon a una máquina a hacer parte de tu trabajo. 😎

Suscríbete en el formulario de abajo y te mandamos el próximo post en cuanto esté publicado. ¡Nos leemos en dos semanas!